Factores de riesgo y dieta de protección biliar en paciente con colecistitis

Factores de riesgo y dieta de protección biliar en paciente con colecistitis

La colecistitis aguda es la complicación más frecuente de la colelitiasis y su tratamiento se realiza básicamente con la colecistectomía. La colecistitis es una entidad muy común en nuestro medio, causante de numerosas consultas a los servicios de urgencias.

Cuando un paciente es dado de alta, diagnosticado de colecistitis o sometido a una extirpación de la vesícula biliar, se les recomienda llevar a cabo una dieta de protección biliar, donde  algunos alimentos están  prohibidos y otros restringidos, por lo que es necesario conocerlos.

Factores de riesgo y dieta de protección biliar en paciente con colecistitis

Inmaculada Martínez Reche. Diplomatura de Enfermería. Enfermera del servicio de urgencias

Hospital Rafael Méndez de Lorca (Murcia)

RESUMEN

El objetivo de este trabajo es proporcionar información en cuanto a los factores de riesgo y dieta de protección biliar para prevenir la enfermedad; para esto se ha llevado a cabo una revisión bibliográfica a través de bases de datos como PubMed, Medline y libros relacionados, y por otro lado aportando información de unidad de servicio de cirugía digestiva de hospital comarcal.

Palabras clave: colecistitis, colecistectomía, vesícula biliar, cálculos biliares

INTRODUCCIÓN

La vesícula biliar es un órgano pequeño, en forma de pera, que se encuentra debajo del hígado. El hígado produce de 3 a 5 tazas de bilis diariamente. (8) La bilis se guarda en la vesícula biliar y la ingesta de alimentos le indica a la vesícula biliar que debe vaciar la bilis a través de las vías biliares (conductos que transportan bilis desde el hígado a la vesícula biliar para su almacenamiento y al intestino delgado para su uso en la digestión) para que el cuerpo pueda digerir las grasas. (1)

El conducto cístico y el conducto biliar común conectan la vesícula biliar al duodeno permitiendo así el paso de la bilis.

La cirugía de la vesícula biliar se lleva a cabo para tratar la enfermedad de la vesícula biliar, causada con frecuencia por la formación de cálculos en dicho órgano (colelitiasis). (2)

Los cálculos biliares son recolecciones de colesterol, pigmento biliar o una combinación de ambos, que pueden formarse en la vesícula biliar o dentro de los conductos biliares del hígado.  En Estados Unidos, el tipo más común de cálculos biliares es producto del colesterol.  Los cálculos de colesterol se forman debido a un desequilibrio en la producción de colesterol o en la secreción de bilis.  Los cálculos pigmentarios se componen fundamentalmente de bilirrubina, que es una sustancia química producida como resultado de la descomposición normal de los glóbulos rojos.  Los cálculos por bilirrubina son más comunes en Asia y África, y se presentan en enfermedades que afectan a los glóbulos rojos, como la anemia falciforme. (3)

Cuando los cálculos biliares se forman en el sistema biliar, pueden ocasionar obstrucción en los conductos biliares.

Ocasionalmente, los cálculos biliares también pueden obstaculizar el flujo de las enzimas digestivas del páncreas, puesto que tanto los conductos biliares como los pancreáticos drenan a través de la misma abertura (llamada ampolla de Vater), la cual está sujeta por un pequeño músculo circular (llamado esfínter de Oddi). El resultado de esto es la inflamación del páncreas, que se conoce como pancreatitis por cálculos biliares.  El bloqueo de los conductos biliares podría ocasionar síntomas tales como dolor abdominal, náusea y vómito.  Si el conducto biliar permanece obstaculizado, la bilis no puede drenar adecuadamente, y puede desarrollarse ictericia (coloración amarilla en los ojos y piel) así como una infección conocida como colangitis. (3)

Los cálculos pueden afectar diversos lugares:

  • obstrucción del conducto cístico que ocasiona dolor abdominal severo (cólico biliar)
  • Infección o inflamación de la vesícula biliar (colecistitis)
  • Bloqueo de los conductos biliares que van al duodeno (obstrucción biliar)

En alguno de estos casos, se procede a la extirpación de la vesícula biliar (colecistectomía) (2)

El cólico biliar es una complicación que se produce debido al enclavamiento de un cálculo en el conducto cístico que comunica a la vesícula biliar con el colédoco.se manifiesta como dolor moderado severo que generalmente va en aumento en pocos minutos. El dolor puede comenzar después de una ingestión de comidas grasas. (5,6)

FACTORES DE RIESGO

Los principales factores predisponentes para la formación de cálculos de colesterol son:

  • La edad: normalmente por encima de los 40 años.
  • Sexo: más frecuentes en mujeres.
  • Embarazo: debido a los cambios fisiológicos que se producen como consecuencia de los cambios hormonales, conducen a una sobresaturación biliar de colesterol y también a una hipomotilidad de la vesícula biliar.
  • Anticonceptivos orales y terapia hormonal sustitutoria en la menopausia.
  • Factores genéticos
  • Obesidad
  • Perdida rápida de peso
  • Diabetes Mellitus
  • Cirrosis
  • Fármacos como la ceftriaxona, que produce con frecuencia barro biliar, ya que el 40% se elimina vía biliar alcanzando concentraciones 200 veces superiores a las del suero.
  • Inactividad física

También hay una serie de factores protectores como hacer ejercicio físico, tomar ácido ascórbico y el café, el cual disminuye el riesgo de tener litiasis biliar sintomática en varones. (5)

Los cálculos biliares que no ocasionan síntomas, generalmente, no son fuente de problemas y no requieren de más exámenes.  Muchas veces se encuentran cálculos biliares por accidente en una radiografía o ultrasonido abdominal realizado por otras razones.  A menos que se presenten síntomas de dolor, náusea, vómito o fiebre, no es necesario hacer más exámenes ni realizar ninguna otra intervención.  Los síntomas surgen cuando un cálculo biliar bloquea el flujo de bilis desde la vesícula biliar o los conductos biliares.  Cuando hay un cálculo biliar en el conducto biliar, se trata de una coledocolitiasis que podría ocasionar molestias constantes o periódicas.  Por lo general, el