Síndrome del túnel carpiano

TRATAMIENTO

Si se diagnostica y trata en una etapa temprana, el síndrome del túnel carpiano puede aliviarse sin cirugía. En casos de diagnóstico incierto o cuando la condición es de leve a moderada, su médico primero tratará medidas de tratamiento simples.

  • Usar una férula en la noche por algunas semanas. Si esto no ayuda, posiblemente sea necesario usarla también durante el día.
  • Evitar dormir sobre las muñecas.
  • Aplicar compresas frías o calientes en la zona afectada.

Los cambios en el lugar de trabajo para reducir la tensión puesta sobre la muñeca incluyen:

  • Usar dispositivos especiales como teclados, diferentes tipos de ratones para computadora, tapetes ergonómicos para el ratón y gavetas para teclados.
  • Pedirle a alguien que le revise la posición en la que usted se encuentra al realizar sus actividades laborales. Por ejemplo, verifique que el teclado esté lo suficientemente bajo, de manera que las muñecas no se doblen hacia arriba al digitar. Su proveedor de atención médica le puede sugerir un terapeuta ocupacional.
  • Hacer cambios en las tareas del trabajo o el hogar y en las actividades deportivas. Algunos de los trabajos asociados con el síndrome del túnel carpiano incluyen los que usan herramientas que vibran.

MEDICAMENTOS

Entre los medicamentos utilizados para el tratamiento del síndrome del túnel carpiano se encuentran los antiinflamatorios no esteroides (AINE), como el ibuprofeno o el naproxeno.  Las inyecciones de corticosteroides, aplicadas en la zona del túnel carpiano, pueden aliviar los síntomas por un tiempo.

CIRUGÍA

La cirugía podría considerarse si usted no tiene alivio con los tratamientos no quirúrgicos. La decisión de realizar una cirugía se basará principalmente en la severidad de sus síntomas.

La liberación del túnel carpiano es un procedimiento quirúrgico en el que se corta el ligamento que está ejerciendo presión sobre el nervio. La cirugía es efectiva la mayoría de las veces, pero depende de cuánto tiempo se ha presentado la compresión del nervio y de su gravedad.

Los riesgos más comunes de la cirugía de síndrome del túnel carpiano incluyen:

  • Sangrado
  • Infección
  • Lesión del nervio

PRONÓSTICO

Los síntomas mejoran a menudo sin cirugía, pero más de la mitad de los casos eventualmente requieren intervención quirúrgica. Incluso si la cirugía es efectiva, la cicatrización completa puede tardar meses.

Inmediatamente después de la cirugía, se le darán instrucciones de elevar frecuentemente su mano por encima de la altura de su corazón y de mover sus dedos. Esto reduce la inflamación y previene la rigidez. Algo de dolor, inflamación y rigidez pueden esperarse después de la cirugía. Se debe usar una muñequera durante un lapso de hasta 3 semanas. Conducir vehículos, realizar su cuidado personal, cargar y asir objetos livianos pueden permitirse muy poco tiempo después de la cirugía.

La recuperación completa puede llevar hasta un año. Si el dolor y la debilidad significativa persisten durante más de 2 meses, su médico podría indicarle que trabaje con un terapeuta de manos.

En el síndrome del túnel carpiano de mucho tiempo, con pérdida severa de la sensación y/o atrofia muscular alrededor de la base de su pulgar, la recuperación es más lenta y puede que no llegue a ser completa.

      BIBLIOGRAFÍA  

  1. Zhao M, Burke DT. Median neuropathy (carpal tunnel syndrome). In: Frontera, WR, Silver JK, Rizzo TD Jr, eds. Essentials of Physical Medicine and Rehabilitation: Musculoskeletal Disorders, Pain, and Rehabilitation. 3rd ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 36.
  2. Durkan, JA. The carpal compression test: an instrumental device for diagnostic carpal tunnel syndrome. 1990;335:393-5.
  3. Marshall S, Tardif G. Injection local of steroids in the carpal syndrome. Cochrane Data Base of Systematic Reviews. 2005. Issue 5.
  4. Verdugo RJ, Salinas RS, Castillo J, Cea JG. Tratamiento quirúrgico versus tratamiento no quirúrgico para el síndrome del túnel carpiano. Cochrane Data Base. 2005.
  5. Calandruccio JH. Carpal tunnel syndrome, ulnar tunnel syndrome, and stenosing tenosynovitis. In: Canale ST, Beaty JH, eds. Campbell’s Operative Orthopaedics. 13th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2017:chap 76.
  6. Page MJ, Massy-Westropp Exercise and mobilisation interventions for carpal tunnel syndrome.. Cochrane Data Base of Systematic Reviews. 2012.
  7. Arthroshi I, Gummenson C, Johonsson R, Ornstein E, Ranstam J, Rossen I. Prevalence of carpal tunnel syndrome in a general population. JAMA. 1999;282:153-8.
  8. Swiontkowski, M.F, Manual de Ortopedia y Traumatología (2ª edición), Editorial Masson, 2005.