Inicio > Ultimas Publicaciones de la Revista > Medicina Preventiva y Salud Pública > Evaluación de conocimientos en educadores del nivel primario sobre modos de actuar en traumatismos dentarios > Página 2

Evaluación de conocimientos en educadores del nivel primario sobre modos de actuar en traumatismos dentarios

  • conocimientos que tienen los educadores de la escuela primaria Marcos Martí del municipio Santiago de Cuba, concerniente a las medidas inmediatas que se deben aplicar ante un traumatismo dental.

MATERIAL Y MéTODO

Se realizó un estudio descriptivo de corte transversal en los educadores de de la escuela primaria Marcos Martí del municipio Santiago de Cuba, para evaluar el nivel de conocimientos que éstos poseían sobre las medidas inmediatas que se deben aplicar ante un traumatismo dental. Se les aplicó un cuestionario con el fin de identificar sus conocimientos y habilidades en relación a los tratamientos inmediatos (en el sitio del accidente) que deben realizar ante un trauma dentario.

El universo de nuestra investigación estuvo constituido por todos los trabajadores docentes de la escuela (37), escogiendo a los maestros, profesores de educación física, directora, subdirectora, bibliotecaria, instructores de arte, por ser lo que más tiempo están vinculados a la actividad de los niños, a lo cuales se les realizó un encuesta”: Qué hacer inmediatamente en caso de un trauma dental” la cual fue modificada de otros estudios realizados en diferentes países.

La encuesta (apéndice 1) consta de 7 preguntas, cada pregunta fue evaluada según la clave de respuestas (apéndice 2), considerando conocimientos adecuados cuando el total de los puntos alcanzado fuera superior a 70 puntos e inadecuados cuando fuera inferior a éste.

Las preguntas 1 y 2 de la encuesta fueron casos imaginarios para conocer su proceder ante una fractura o avulsión dentaria.

La pregunta No 3 y No 4 fue para conocer dónde y en qué tiempo debe ser atendido un niño cuando sufre un trauma de algunos de sus dientes.

Las preguntas No 5 y No 6 están estrechamente relacionadas, con sobre qué hacer y como transportar un diente avulsionado.

La pregunta No 7 fue sobre su opinión sobre si deberían o no ser capacitados sobre los tratamientos de urgencias en este tipo de accidentes.

ANÁLISIS DE LOS RESULTADOS

En la literatura estomatológica se encuentran varias estadísticas clasificaciones, connotaciones físico- biológicas o psicológica y complicaciones de los traumatismos, y en todos los casos se puede observar que el objetivo, al encarar este problema de salud radica en la rehabilitación biológica y social del paciente y no en la promoción de salud y prevención de salud para evitar estas lesiones. Algunos autores plantean que el estudio sobre su etiología indica pocas posibilidades de introducir medidas profilácticas, al ser éstas tan heterogéneas y variadas ( 2 ) .Aunque existen, sobre todo, en las escuelas de deportes algunas medidas preventivas en determinados deportes.

En la Tabla 1 donde se muestra las respuestas sobre qué hacer cuando existe una fractura complicada de la corona con pérdida de fragmentos.

Tabla 1. Distribución de las respuestas del caso práctico 1.

Respuesta a b c d Total
Número 28 3 2 4 37
% 75,6 8,1 5,4 10,8 100

Solo el 5,4% de los encuestados contestó correctamente: buscar los pedazos de dientes partidos llamar a los padres y llevarlo al servicio de estomatología más cercano. (Respuesta “c”).

Son pocos los que conocen la importancia de que se debe actuar rápidamente y recoger los pedazos fracturados ya que estos se pueden recolocar (pegar) lográndose una morfología superficial exacta y la misma velocidad de abrasión del diente vecino adyacente (16).

El caso problémico 2 se trata de un diente antero superior avulsionado en un niño de 8 años de edad que recibió un golpe en la cara en una clase de educación física jugando baloncesto.

Tabla 2. Distribución de las respuestas del caso práctico 2.

Respuestas a b c d e f Total
Número 11 6 1 2 1 16 37
% 29,7 16,2 2,7 5,4 2,7 43,2 100

El tratamiento ideal de esta afección es la reimplantación inmediata del diente, ya que el tiempo transcurrido entre la avulsión y el reimplante es el factor clave para el éxito y recuperación de el diente avulsionado (17), por lo tanto la respuesta correcta es la “c” (Tomar el diente e implantarlo en su alveolo), aunque podemos considerar además las respuestas “d” y “e”.

Sumando ambas respuestas obtendríamos solo un 10,4% de respuestas correctas lo cual nos evidencia un conocimiento insuficiente.

Al indagar sobre el lugar a que se deben dirigir en caso de traumatismo el mayor porciento contestó que hacia el servicio de estomatología, muy seguido de hacia un centro hospitalario, así como la mayoría considera que pueden ser atendidos en las primeras 24 horas obviando la prontitud con lo que deben ser atendidos los traumas dentales.

Tabla 3. Distribución de las respuestas según conducta con un diente avulsionado.

Medios – Número – %

Lavarlo con agua hervida – 16 – 43,2%

No sabe – 10 – 27%

Lavarlo con un cepillo de dientes – 11 – 29,7%

Reimplantarlo sin hacer nada – 0 – 0,0%

Total – 37 – 100%

El mayor porciento de educadores dio como respuestas lavarlo con agua hervida (43,2%), seguido de lavarlo con cepillo dental, nadie contestó reimplantarlo sin hacer nada, lo que demuestra la necesidad de instrucción al respecto.

En la tabla 4 mostramos los resultados con