Funcionalidad familiar de los pacientes con tuberculosis pulmonar y sintomáticos respiratorios

Se distribuyó según las tablas de frecuencia y contingencia realizadas en el software SPSS v16 en grupos analizando las variables socio demográficas como edad, sexo, hacinamiento, ocupación, necesidades básicas, y la funcionalidad familiar. Para aplicar las pruebas estadísticas de Chi2 aceptándose una significancia a partir de p<0,05. La fuerza de asociación se midió a través de OR crudas y ajustadas y sus IC95% y con V de Cramer; se codifico cada variable, así mismo se consideró que funcionalidad familiar de 57 a 70, moderadamente funcional 42 a 56, disfuncional de 28 a 41 y severamente disfuncional de 14 a 27.

Para los efectos de este estudio además a los pacientes sintomáticos respiratorios se les realizó baciloscopia, de entre los cuales se detectó a 9 (6,1%) pacientes con tuberculosis pulmonar.

ASPECTOS ÉTICOS

Los datos se tomaron para uso exclusivo de la investigación, con su respectivo consentimiento informado, donde se realizó un manejo adecuado de la información, respetando los principios éticos que rigen una investigación de este tipo.

RESULTADOS

Cuadro 1. Factores socio económicos y demográficos

Fuente: Encuesta y libro de sintomáticos respiratorios, distrito de salud 07d03

Elaborado por: María de los Ángeles Ojeda Becerra

Cuadro 2. Test FF-SIL

Fuente: Encuesta y libro de sintomáticos respiratorios, distrito de salud 07d03

Anexos – Funcionalidad familiar de los pacientes con tuberculosis pulmonar y sintomáticos respiratorios

Anexos – Funcionalidad familiar de los pacientes con tuberculosis pulmonar y sintomáticos respiratorios 

Elaborado por: María de los Ángeles Ojeda Becerra

Se estudiaron 147 sintomáticos respiratorios, con un intervalo de edad entre 20 a 64 años. De los cuales el 6.1% presentó tuberculosis pulmonar. El 50,3% correspondió al sexo femenino de los cuales el 1.4% presentó tuberculosis pulmonar, y el 49,7% al sexo masculino de estos 11% tuvo tuberculosis pulmonar. Esperando un Chi 2 con un grado de libertad de 3,84, se obtuvo un Chi2 calculado de 5,90 con un valor de p 0,015 demostrando significancia estadística.

En cuanto a la edad tenemos que el adulto joven (20 a 39 años) representa el 81% y con tuberculosis pulmonar él 6.7%. Mientras que adultos maduros o medios tenemos que constituyeron solo un 19%, con un 3.6% con tuberculosis pulmonar. Esperando un Chi 2 con un grado de libertad de 3,84, se obtuvo un Chi2 de 0,39 con un valor de p 0,53 no existiendo significancia estadística. Además un OR de 1,94 con IC95% 0,23-16,22, lo cual manifiesta que a menor edad mayor riesgo para la enfermedad.

Se analizó también la ocupación, encontrando que el 23,8% trabaja en lugares cerrados como las minas de los cuales el 14.3% tuvo tuberculosis pulmonar. Esperando un Chi 2 con un grado de libertad de 3,84, se obtuvo un Chi2 de 5,32 con un valor de p 0,021 existiendo significancia estadística. Además un OR de 4,50 con IC95% 1,13-17,80, demostrando existe una asociación entre esas variables aunque esta es baja con un valor de V de Cramer 0,19.

Igualmente el hacinamiento tiene relación estadística con los sintomáticos respiratorios y la tuberculosis pulmonar. De los 147 pacientes, 6.8% viven en hacinamiento y de estos el 30% tuvo tuberculosis pulmonar. Se obtuvo un Chi2 de 10,64 con un grado de libertad, siendo el esperado de 3,84, con un valor de p 0,001 existiendo significancia estadística. Además un OR de 9,35 con IC95% 1,92-45,46 demostrando existe una asociación entre esas variables aunque esta es baja con un valor de V de Cramer 0,26.

De los sintomáticos respiratorios sin tuberculosis pulmonar, el 0,72% tiene familias funcionales, 62,31% moderadamente funcionales, 35,50% disfuncionales y 1,44% severamente disfuncionales. En contraste con los pacientes que sí tuvieron tuberculosis pulmonar se encontró 66,66 tiene familias moderadamente funcionales, 33,33 disfuncionales.

Se obtuvo un Chi2 calcula de 0,23 con un grado de libertad, siendo el esperado de 3,84 y un valor de p 0,97, no hay significancia estadística.

Esta medición permitió identificar la dinámica a través de la satisfacción o insatisfacción del entrevistado con su vida familiar, así como conocer la percepción del funcionamiento a fin de determinar si la familia es una influencia para el proceso de salud-enfermedad.

DISCUSIÓN

La tuberculosis pulmonar, como enfermedad infecciosa sigue siendo, una de las enfermedades que ocupa uno de los primeros lugares a nivel mundial. (AMSE. 2012) La estrategia DOTs, hasta ahora no ha mostrado su eficacia para su erradicación, sin embargo si ha ayudado para la detección temprana de los sintomáticos respiratorios y disminuir su transmisión. (Connell, D. W., 2011).

Según la norma del programa de la Tuberculosis del Ministerios de Salud Pública se debería captar el 4% de todas las consultas de morbilidad en los mayores de 15 años de edad, (Prevención, diagnóstico, tratamiento y control de la tuberculosis Guía de Práctica Clínica 2016) constituyendo por este motivo la captación baja de pacientes sintomáticos respiratorios en uno de los problemas para disminuir los casos de tuberculosis. (Chen Julio V., colbs. 2013).

Los actores de salud en atención primaria, constituyen la base primordial para determinar el proceso salud-enfermedad en su comunidad, estudiando todos los factores intervinientes en el desarrollo de un sintomático respiratorio, para fortalecer las intervenciones en el programa de control de la tuberculosis, como la detección precoz y tratamiento oportuno dirigiendo acciones prioritarias a los grupos más vulnerables. (Prevención, diagnóstico, tratamiento y control de la tuberculosis, Guía de Práctica Clínica 2016).

Los resultados que se ha encontrado en este estudio, muestran claramente que los factores socio- demográficos como la edad, sexo, ocupación, hacinamiento, y un factor importante lo constituye la funcionalidad familiar, todas estas variables presentes en territorio tanto a nivel nacional como internacional, que sin embargo; el personal de salud, no le ha dado énfasis para buscar la sintomatología y así detectar más sintomáticos respiratorios y, por lo tanto más pacientes con tuberculosis pulmonar.

Los resultados obtenidos de ocupación indican que hay un predominio de sintomáticos respiratorios y con tuberculosis pulmonar en aquellos sujetos que laboran en espacios cerrados como las minas (14,13%), datos que difieren con los obtenidos en un estudio realizado en Cuba donde predominaron las amas de casas (28.7%) (Yaxsier, Yuri, Gisel, Luisa, & Edilberto, 2012). La mayoría de enfermedades infecciosas se relacionan con el proceso laboral y las características del puesto de trabajo que desempeñan y este afecta el estado de salud, individual y colectiva.

En cuanto al tema central que es la funcionalidad familiar, se encuentra que en el grupo de pacientes sintomáticos respiratorios, sin tuberculosis pulmonar, el 0,72% tiene familias funcionales, 62,31% moderadamente funcionales, 35,50% disfuncionales y 1,44% severamente disfuncionales. En contraste con los pacientes que sí tuvieron tuberculosis pulmonar se encontró 66,66 tiene familias moderadamente funcionales, 33,33 disfuncionales. Observando que el porcentaje de disfuncional es muy parecido en ambos grupos. En un estudio transversal realizado (Abelson, H. I 2013).con el propósito de analizar las asociaciones estadísticas entre síntomas, diagnósticos y severidad de la enfermedad, la funcionalidad familiar se encontraba alterada con cualquier tipo de proceso mórbido. Por lo tanto el estudio demuestra que las personas frente a sucesos patológicos no encuentran el soporte necesario en su familia y esta se ve afectada en las esferas que comprende la funcionalidad, sobre toda en lo referente a la armonía y cohesión.

CONCLUSIONES

Se analizó 147 pacientes, 50,3% fueron sexo femenino, de los cuales el 1,4% presentó tuberculosis pulmonar y, 49,7% masculino, de estos 11% tuvo tuberculosis pulmonar; el 81% fueron adultos jóvenes y de estos 6,7% con tuberculosis pulmonar.