Inicio > Ultimas Publicaciones de la Revista > Dermatología y Venereología > Evaluación de la seguridad y efecto terapéutico del itolizumab en pacientes con psoriasis severa > Página 8

Evaluación de la seguridad y efecto terapéutico del itolizumab en pacientes con psoriasis severa

Ver: Tablas – Evaluación de la seguridad y efecto terapéutico del Itolizumab en pacientes con psoriasis severa, al final del artículo

Fuente: historia clínica

El color de piel blanco fue el más frecuente con 9 pacientes para un 90,0%.

Este comportamiento coincidió con lo planteado por Alfonso Trujillo I et al, (34) los cuales afirman que la psoriasis es más frecuente en blancos, infrecuente en mestizos y negros y rara en indios.

Gordon KB et al (31) determinaron en su investigación que casi la totalidad de los pacientes presentaban color de la piel blanco con el 90, 1%, al igual que Kristian Reich MD et al, (30) que plantearon que el color de la piel blanco predominó para ambos grupos de estudio, con el 96,8% de los pacientes que recibieron tratamiento con briakinumab y el 96,9% de los que recibieron tratamiento con metotrexato.

En un ensayo clínico fase III acerca del uso de briakinumab en pacientes con psoriasis moderada – severa del total de pacientes el (90,1%) tenían el color de la piel blanco. (31) Resultados similares fueron los encontrados por Ríos Hidalgo M (35) en su investigación donde el color de la piel blanco fue el de mayor distribución con el 56%.

En un estudio realizado en Colombia sus autores encontraron resultados diferentes, existió predominio del color de la piel mestiza con el 85%, seguido de la piel blanca (14%) y negra (1%). (27)

La mayoría de la literatura coincide en que la psoriasis es infrecuente en los pacientes con color de piel negra. (1, 2, 4, 16)

Tabla No 4. Distribución de pacientes según variantes clínicas de psoriasis.

Ver: Tablas – Evaluación de la seguridad y efecto terapéutico del Itolizumab en pacientes con psoriasis severa, al final del artículo

Fuente: historia clínica  n=10

Existió un predominio de la variante clínica en placas con 8 pacientes lo cual representa el 80,0%, seguido de la ungueal con el 70%. Es importante señalar que coincidieron estas variantes en más de un paciente.

La preponderancia de la psoriasis en placas encontrada en esta investigación, coincide con lo reportado en la literatura donde se plantea que la misma se presenta en aproximadamente el 90% de los pacientes. (2,6)

Resultados similares reportan investigadores de otras latitudes. Ferrándiz Forastera C et al, (40) encontraron en su investigación, en Barcelona, España que el 80% de los pacientes presentaban psoriasis en placas, así mismo, Hoon Kwon H et al (41) en su estudio, en Corea, determinaron que la mayoría de los pacientes presentaron esta variante con el 82,1%.

Arévalo López A et al, (28) en un estudio realizado en México, encontraron que el 87,9% de los pacientes presentaban psoriasis en placas al igual que González C et al, (27) en su investigación, en un hospital militar de Colombia, encontraron que el 89% de los pacientes presentaba esta variante, el compromiso ungueal se observó en el 26,7% y solo 2 pacientes tenían psoriasis eritrodérmica.

En una investigación realizada en un hospital militar de La Habana, Cuba, sus investigadores reportaron un predominio de la psoriasis vulgar o en placas, con el 48% de los pacientes. (42)

Tabla No 5. Distribución de pacientes según tiempo de diagnóstico de la enfermedad.

Ver: Tablas – Evaluación de la seguridad y efecto terapéutico del Itolizumab en pacientes con psoriasis severa, al final del artículo

Fuente: historia clínica

El tiempo de diagnóstico de la enfermedad de 1 a 5 años fue el más frecuente, con un 40, 0%.

La mayoría de los autores que han realizado estudios similares han encontrado una duración mayor de la enfermedad. Kristian Reich, M D et al, (30) al comparar el uso del anticuerpo monoclonal briakinumab con el metotrexato, en pacientes con psoriasis de moderada a severa, determinaron una duración de la enfermedad de alrededor de 18 y 19 años respectivamente, al igual que Gordon K B et al, (31) en su estudio donde el total de los pacientes tenían una duración de la enfermedad de 19 años. De forma similar Igarashi A et al, (32) en su investigación acerca de la eficacia y seguridad del ustekinumab en pacientes japoneses con psoriasis de intensidad de moderada a severa, encontraron una duración de la enfermedad de alrededor de 16 años.

H.-Y. Chiu et al, (43) en un estudio realizado en Taiwán encontraron una media de 12 años de duración de la psoriasis en los pacientes estudiados.

Tabla No 6. Distribución de pacientes según comorbilidad.

Ver: Tablas – Evaluación de la seguridad y efecto terapéutico del Itolizumab en pacientes con psoriasis severa, al final del artículo

Fuente: historia clínica  n=10

Existió un predominio de la hipertensión arterial como comorbilidad, con un 30% de los pacientes.

Resultados similares encontraron Arévalo López A et al, (28) en su investigación en un hospital del tercer nivel en México, con un 41,4% de los pacientes que presentaron hipertensión arterial sistólica y Diabetes Mellitus y González C et al, (27) en Colombia donde determinaron que la comorbilidad más importante fue la enfermedad cardiovascular con un 18.6%, seguida de enfermedades metabólicas con el 11,6%.

Estos resultados coinciden con lo encontrado en la