Cardiopatía isquémica silente: la importancia del control de los factores de riesgo cardiovascular en el paciente diabético

Cardiopatía isquémica silente: la importancia del control de los factores de riesgo cardiovascular en el paciente diabético

La cardiopatía isquémica en el diabético puede presentarse hasta en un 20% de los casos como ángor atípico y con sintomatología silente. Se debe sospechar un infarto agudo de miocardio siempre que aparezcan síntomas repentinos de insuficiencia ventricular izquierda, aún en ausencia de dolor torácico, considerando que en los primeros meses postinfarto, el riesgo de insuficiencia cardíaca congestiva, shock cardiogénico, arritmias y muerte súbita es superior al de la población general. El pronóstico mejora con un estricto control glucémico en la fase aguda y con el empleo temprano de betabloqueantes.

Leer más